La riqueza lingüística del pueblo hondureño

Ya en 1882, el Presidente Ramón Rosa detectó la creatividad del pueblo hondureño en su habla, por lo que alertó de la posibilidad de que derivara en una “verdadera algarabía” y acordó medidas para que se respetaran las reglas y usos del habla castellana conforme a la Real Academia de la Lengua.

Una década después, Alberto Membreño, miembro de la Academia Científico-Literaria (precursora de la actual Academia Hondureña de la Lengua) y posteriormente Presidente de la República de Honduras, publicó Hondureñismos: Vocabulario de los provincialismos de Honduras: Fue el primer diccionario de los modismos del español hablado en Honduras, y ha servido de base para los trabajos posteriores.

membreno

“Hondureñismos: Vocabulario de los provincialismos de Honduras” publicado en 1895 por Alberto Membreño.

Así, en 1992 se registraban 302 hondureñismos en la vigésima primera edición del Diccionario de la lengua española (DRAE). Y una década después, en la vigésima segunda edición, fueron 1.950 los modismos de Honduras recopilados por la Academia Hondureña de la Lengua, convirtiendo a los hispanohablantes de Honduras en uno los mayores aportantes de elementos léxicos nuevos en esa edición del diccionario.

La compilación de dichas entradas de origen hondureño en el Diccionario de la RAE dio lugar en 2005 al Diccionario de Hondureñismos: “Al presentar esta obra, la Academia Hondureña de la Lengua, hace entrega al pueblo hondureño de su patrimonio lexicográfico producto de su práctica cultural y social. La lengua es del pueblo que la habla, día a día se hace la lengua. Estos hondureñismos son testimonio fiel de la identidad, la idiosincrasia, el ingenio y la creatividad del pueblo hondureño.”

Como expresión de que el español hablado en Honduras ha crecido en interacción con otras lenguas y culturas hondureñas, el Diccionario de la RAE identifica diferentes términos de origen nahua, maya o lenca entre los hondureñismos documentados.

Casa América

Presentación del DLH con Guillermo Escribano (jefe de Departamento de Cooperación y Promoción Cultural AECID), Tomás Poveda (director de Casa de América), Norman García (embajador de Honduras en España) y el Luis Belzuz de los Ríos (exembajador español en Tegucigalpa).

En vísperas del Día Internacional de los Pueblos Indígenas de 2013, y tras 4 años de arduo trabajo, la Academia presentó en el Centro Cultural de España el primer Diccionario de las Lenguas de Honduras (DLH), elaborado por un grupo de lingüistas bajo la coordinación de Victor Manuel Ramos, recogiendo 5,000 vocablos propios de un diccionario básico escolar con su equivalente en chortí, garífuna, isleño, miskito, pech, tawahka y tolupán.

Posteriormente se difundió en el VI Congreso Internacional de la Lengua Española en Panamá, y del 12 de noviembre del 2013 al 6 de enero del 2014 formó parte del la muestra bibliográfica de la exposición “cooperaciónESdesarrollo”, organizada por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo en el Centro Cultural Conde Duque de Madrid, con motivo de los 25 años de la Cooperación Española.
Integra igualmente el acervo de la Biblioteca Virtual de las Letras de Honduras.

A inicios de febrero del 2014 fue presentado en Casa de América en Madrid, y pocos días después, en el marco del Día Internacional de la Lengua Materna, se presentó este portal especializado en el Centro Cultural de España en Tegucigalpa.

Si quiere colaborar con este proyecto de documentación y difusión, tan sólo tiene que incluir un código html en su página web, y desde la misma se podrán consultar los diccionarios.